CUIDA TU ESPALDA


El problema

Las lesiones de espalda constituye uno de los problemas de salud laboral más extendidos (en torno a un 20% de los accidentes registrados).

Con una lesión de espalda, nuevos incidentes como caídas, torsiones, doblarse para alcanzar algo, etc. suelen reagravar el problema.

El tratamiento no está todavía claro y el dolor, incluso con tratamiento, puede volver a aparecer en cualquier momento.

Factores de riesgo

Los factores de riesgo laboral más importantes son:

Mantener una postura apropiada

Nuestro cuerpo está echo para moverse y flexionarse y nuestra postura cambia para adecuarse a la tarea. La postura estática mantenida mucho tiempo provoca problemas.

 

Cuando adoptas una postura confortable, tu cuerpo encuentra su equilibrio. Así pues, adecua tu puesto de trabajo de forma que te permita:

  1. Mantener las muñecas rectas
  2. Mantener en la posición de sentado/a:
· los ángulos de codos, rodillas y espalda rectos
· la cabeza en línea con los hombros
· los hombros relajados
· la espalda reposando en el respaldo de la silla

Para lo cuál es necesario una silla adecuada

  1. En posición de pié:
· mantén la espalda recta
· coloca un pie sobre un estante o similar
  1. Estiramientos y posturas:
· Cambia de postura con frecuencia
· Realiza frecuentes estiramientos
· Mantén el cuerpo flexible, no en posturas rígidas o fijas
· No fuerces el cuerpo para adaptarlo al puesto de trabajo

Manejo adecuado de cargas

Atención a tu cuerpo