istas

La Administración podría ahorrar hasta un 20% de la energía consumida en 2020

El estudio se presentó el pasado 4 de junio en Pamplona, en unas jornadas sobre formación ambiental en las Administraciones Públicas organizadas por el Instituto Nacional de la Administración Pública (INAP) y el Instituto Navarro de la Administración Pública.

El objetivo del estudio Determinación de las necesidades formativas de los empleados públicos en materia de ahorro y eficiencia energética de las Administraciones Públicas, -realizado por ISTAS en 2008 y financiado por INAP- es valorar la capacidad actual de la Administraciones para que en 2020 logren un ahorro de al menos el 20% en la energía que consumen, y determinar las medidas a adoptar y la formación necesaria para llevarlas a cabo. La investigación abarca los tres ámbitos de la Administración: el general del Estado, las comunidades autónomas y la local. Se han realizado encuestas entre los empleados públicos, entrevistas con informantes clave y auditorías energéticas.

Principales conclusiones del estudio

Respecto al diagnóstico

  1. Mal estado energético del parque inmobiliario tanto por el estado de la construcción, sistemas de calor, frío y climatización, aislamientos y mantenimiento de equipos.
  2. Escaso o nulo desarrollo de planes de ahorro y eficiencia energética que contemplen la mejora de los equipos e instalaciones existentes, la organización de los procesos de trabajo y las buenas prácticas.
  3. Escaso o nulo desarrollo de la instalación de energías renovables en las instalaciones.
  4. Desconocimiento por parte de directivos, gestores y empleados de la situación, posibles soluciones, responsabilidades, competencias, normativa aplicable e incluso recursos generados por la propia administración a su alcance.
  5. Los empleados públicos consideran que sus jefes les facilitan muy escasa información, realizan pocas actividades de sensibilización y formación y prácticamente nula la participación de los empleados públicos y de la Representación legal de los Trabajadores (RLT) en la detección de los problemas, planificación de soluciones y seguimiento de las medidas.

ISTAS propone

  1. Impulsar una nueva cultura organizacional sobre la el uso de la energía en el seno de las Administraciones Públicas. Ello implica que los directivos y gestores de los centros asuman la responsabilidad y obligaciones que son de su estricta competencia, lo que supone que solamente pueden delegar las cuestiones técnicas.
  2. Las necesidades formativas y los currículos correspondientes para realizar los cursos y actividades formativas se han establecido por colectivos agrupados por sus responsabilidades, misión y tareas: a) el conjunto de empleados y empleadas en tanto que usuarios de la energía; b) los RLT para que puedan ejercer sus función de representación, demanda y propuesta de alternativas; c) la dirección y gerencia de los centros de trabajo de las Administraciones; y d) los técnicos de climatización, instalaciones electrotécnicas y equipos electrónicos de consumo.


Durante el presente año se va a realizar un estudio similar referido a la movilidad sostenible al trabajo.

 

Los contenidos de esta sección son:

viñeta pruebas
 
http://www.istas.net/web/index.asp?idpagina=3608